s√°bado, 21 de julio del 2018
 
Por Maquiavelo
Columna: Se dice
La muerte del PRI y el PAN
2018-07-10 | 09:16:52

El saldo final de la última elección es que tanto el PRI como PAN perdieron todo hasta su identidad política. No hablamos  por respeto de las muertes políticas del PRD, Nueva Alianza y Movimiento Ciudadano porque la pérdida fue total hasta de su registro.


En el estado de Veracruz les da pena a los propios priistas reconocer que pertenecen a ese partido, cuando desde tiempo atrás sabían que no tenían nada que hacer,  que se encontraban en un deshonroso tercer lugar y con un presidente en el gobierno federal con el porcentaje más bajo de aceptación. Cuando volvieron al poder y anunciaron un “Nuevo PRI” con los gobernadores más corruptos de todos los tiempos, surgen los casos de Ayotzinapa y la Casa Blanca ya no tenían nada que argumentar. Estaban más que aniquilados.


El PAN con su afiliación con el moribundo PRD perdió su fortaleza al unirse a un partido con el que no compartía ni un solo elemento ideológico. Traicionaron ambos partidos su esencia.


Ni el PRI y el PAN quieren reconocer la dimensión de su derrota y que estaba  escrita desde tiempo atrás.


El tufo panista de la monarquía


Las pasadas elecciones en el estado de Puebla tiene todo el tufo de un fraude, cuyo autor es el exgobernador Rafael Moreno Valle empecinado en poner como sucesora a su esposa, lo mismo que quiso hacer en Veracruz Miguel Yunes Linares con su hijo.


Cómo es posible que Morena gane la elección presidencial dos a uno, se lleve a los dos senadores de mayoría, gane 14 de los 15 distritos en disputa y 45 municipios, entre los cuales figura la capital poblana y pierda la de gobernador que postulaba a Luis Miguel Barbosa Huerta porque el exgobernador panista quiere dejar a su pareja, Martha Erika Alonso Hidalgo.


Es cierto son diferentes


Que trabajo les cuesta a los panistas de abolengo y de manera particular a los profesionales de la política de ese partido, reconocer el triunfo de López Obrador, no aceptan que tenga el grupo mayoritario en los congresos de los estados y de la federación cuando según ellos debiera haber un contrapeso en el poder Legislativo. Esta misma actitud se repite en el estado de Veracruz, los hombres de empresa coinciden en su forma de pensar discriminatoria por ser el próximo gobernador una persona sencilla proveniente de la clase media.


Cómo justifican a una persona  como Yunes Linares que toda su vida ha trabajado como servidor público que sea el hombre más rico del estado. Como si el mejor aval político fuera tener la fama de corrupto.


Resulta extraño para los que ejercemos este oficio de periodista encontrar a personas inteligentes que poseen cierta riqueza económica que de alguna forma sutil muestran el rechazo  a un gobernador sencillo y humilde.


Lo que más les duele es que los nuevos funcionarios federales o estatales de Morena no van a tener oposición en los puestos políticos.


Les afecta  que no sean iguales en cuanto a dinero en los bolsillos que los nuevos funcionarios no tengan recursos. El ser diferentes, no tiene nada que ver su capacidad económica con su talento en el gobernar.


 

Entradas Anteriores










  • Lo √ļltimo
  • Lo m√°s le√≠do


NOSOTROS

Periódico digital en tiempo real con información preferentemente del Estado de Veracruz México