martes, 25 de septiembre del 2018
 
Por Magda Zayas Muñoz
Columna: Momentos
Cuando Linares freno transición por deudas ¿Será que él entregue cuentas de cada peso?
2018-07-09 | 21:08:45

“Que quede claro: la lucha sigue”, así finalizó el Gobernador Miguel Ángel Yunes Linares su mensaje de felicitación al Gobernador Electo, Cuitláhuac García Jiménez  a quien convocó a reunirse en Palacio de Gobierno para conversar sobre la situación general de Veracruz y referirse al proceso de transición, proceso que dijo ha iniciado en su fase interna, y deberá iniciar el 1° de noviembre ya con la representación formal del Gobierno saliente y del entrante.


La lectura para algunos fue amenazante y para otros una mera advertencia de que, no se cruzará de brazos, constituyéndose así en un crítico férreo de la administración entrante; Cuitláhuac accedió y dijo que en breve podrían reunirse, pero además expresó que su compromiso será pagar a todos con lo que el gobierno de la entidad tiene adeudos, como es el casi de la Universidad Veracruzana.


Caso contrario, ocurrió entre junio y noviembre de 2016, cuando siendo Gobernador Electo, Miguel Ángel Yunes Linares, éste se negaba a iniciar el proceso de transición hasta que el Gobierno de Javier Duarte decía, no liquidara los adeudo pendientes; es decir con el pretexto de la deuda se encanalizó con el tema una y otra vez.


Así pues fueron meses de una situación ríspida y amenazante; la entrega quedo trabada luego de que el equipo del gobernador electo, Miguel Ángel Yunes Linares, dijo que no estaba dispuesto a heredar las deudas pendientes que dejaba la administración de Duarte. Manuel Muñoz Gánem, integrante del equipo de transición de Linares fue uno de los más sonados en este tema que parecía atorarse con intenciones meramente protagónicas.


La solicitud de los panistas era que, para recibir la administración en forma, tenían que ser liquidados totalmente los adeudos que se tenían y se siguen teniendo con los ayuntamientos de Veracruz, con la Universidad Veracruzana, con maestros, pensionados, atletas, estudiantes, y demás. Finalmente el proceso tuvo que continuar y Linares aceptar que en campaña su promesa fue cumplir y al asumir su encargo, tenía una deuda institucional que resolver.


Al día de hoy, hay nulo avance, pues instituciones educativas, autoridades municipales, empresarios y sin número de ciudadanos han reiterado que los adeudos permanecen, muy a pesar de que Yunes Linares presumió sin número de veces propiedades y dinero “recuperado” malversado por la pasada administración, de lo cual tampoco hay cuentas claras. 


Cuitláhuac ha dicho que asumirá y tratará a lo largo de 6 años resolver los pendientes que se vienen arrastrando desde la administración del priista Javier Duarte; al día de hoy comportándose a la altura ha aceptado un dialogo directo con el actual Mandatario. Ahora le resta a Yunes eso que tanto le ha faltado: congruencia.


Sin duda no debiera extrañarle a Linares que Cuitláhuac exigiera el esclarecimiento de cada centavo, porque de ser así el panista tendrá que explicar al Gobernador electo cada moneda recuperada, además de las propiedades que tanto presume. Tiempo al tiempo queridos lectores. ¡Así las cosas en nuestra entidad! Nos leemos mañana.

Entradas Anteriores










  • Lo último
  • Lo más leído


NOSOTROS

Periódico digital en tiempo real con información preferentemente del Estado de Veracruz México