sábado, 21 de julio del 2018
 
Por Marco Antonio Medina Pérez
Columna: Cómo darle vuelta a la Historia
Cómo darle vuelta a la Historia
2018-06-21 | 19:04:21

Jugando con la desmemoria de algunos veracruzanos, la monarquía que se siente dueña de Veracruz utiliza los mismos métodos, las mismas truculencias y la misma forma de comportarse ante el electorado, como lo ha hecho desde hace décadas.


El lema usado por Javier Duarte en 2010: ¨Vamos para adelante y viene lo mejor”, Yunes Linares lo convirtió en “Viene lo mejor, viene Yunes”. Ahora el heredero Yunes Márquez lotruquea y lo convierte en “Lo mejor está por venir”. Con Duarte ya se sabe que más bien fuimos para atrás y nunca vino lo mejor. Con Yunes Linares, que en su última campaña usó el lema “Rescatemos Veracruz, ya, ya, ya”, resultó más bien: “Hundamos más a Veracruz, ya, ya, ya”. El llamado ChiquiYunes repite el lema hurtado por su padre.Pero lo que está por venir es algo muy diferente a su aspiración sucesoria.


Acostumbrado a la política truculenta, se desvive él, y más su padre, en cómo darle vuelta a la Historia, evitar que resurja la voluntad de los veracruzanos y ahora emprenden la última fase de la andanada contra el porvenir de Veracruz y su grandeza histórica. La guerra sucia y los anuncios espectaculares, como el de la aprehensión del exfiscal de Veracruz, serán la nota de estos días finales.


Los Yunes no sólo han destinado millones de pesos a desmontar cualquier publicidad de los candidatos de MORENA o a vandalizarla. Ahora invierten en imprimir cualquier cantidad de lonas y colocarlas acusando al candidato al Senado, Ricardo Ahued, de haber aprobado las cuentas públicas del exgobernador Duarte.Los recursos públicos al servicio de la campaña del hijo.Como si dijeran: Dos personas distintas y un solo candidato verdadero.


No por nada Yunes Linares ha dicho públicamente que sus hijos serán gobernadores, pese a quien le pese.


Este enfoque del gobernador es sumamente peligroso pues coloca esta contienda electoral en un punto de vida o muerte. Lo que pone en juego es nada más y nada menos que la supervivencia familiar y no, como debe ser en el juego democrático y republicano, un ejercicio más de la voluntad popular.


La apuesta de los Yunes ha sido doblada o triplicado, pues están poniendo todo el peso del aparato gubernamental, todo el monto de la deuda pública de estos años y todo el esfuerzo corporativo que manejan, en una sola canasta, la de hacer gobernador al hijo. Por eso ya gastaron de más fuera de campaña y también dentro del ejercicio reportado al INE.


Ya los de MORENA en la ciudad de México han denunciado el rebase del tope de los gastos de campaña de Yunes Márquez. La coalición PAN-PRD-MC ha gastado 170.4 millones de pesos (mdp), es decir, 48 millones más del tope de 122.4 que marca la ley. Estas cifras las logró obtener MORENA haciendo un monitoreo de los eventos del candidato frentista y fueron presentadas como queja ante el INE por el Consejo Electoral de MORENA.


Por nuestra parte investigamos los gastos reportados al INE por los candidatos durante el primer mes de campaña (http://fiscalizacion.ine.mx/web/portalsif/inicio) y las cifras están así: Cuitláhuac García, 7.2 millones de pesos; José Francisco Yunes Zorrilla, 22.3 millones; en tanto que Yunes Márquez, 31.9 mdp. La diferencia, como se ve, es abismal.


Las campañas cierran en esta última semana. Cuitláhuac García y AMLO lo harán en el estadio Pirata Fuente, yendo al último reducto de la resistencia yunista, y ante el bloqueo del gobernador para usar la Macroplaza del puerto de Veracruz. En cambio, Yunes Márquez, con todas las facilidades del señor gobernador, lo hará con Ricardo Anaya en esa mismaplaza negada a los morenistas. Los dos ejércitos electorales midiendo sus fuerzas. El primero haciendo Historia, otro tratando de darle vuelta a la misma.

Entradas Anteriores










  • Lo último
  • Lo más leído


NOSOTROS

Periódico digital en tiempo real con información preferentemente del Estado de Veracruz México